re-wind

viernes, diciembre 23, 2016

Dicen que lo inesperado
tiene viento por dentro,
que por eso nos despeina,
nos mueve de lugar.

Tú tenías un huracán dentro,
tenías viento del mar,
hacías de mí tormentas cada noche
sólo porque así, los amaneceres eran más bonitos.

Tenías el corazón hecho una selva,
más grande que la Amazónica
y cada roce me daba oxígeno
para volver a quitármelo de un suspiro cada noche.

Llevabas las cicatrices en maleta,
y los besos escondidos en las heridas.

Tenías un océano de nubes furiosas sobre la cabeza
y una bandada de pájaros atados con hilo al corazón.

Solías decir que te habían jodido
todos los "joder, cuanto te quiero"
que de querer ya estábamos bastante jodidos
y que qué jodido era el querer.

Que de tanto querer te sentías tonto,
y que tonto todo ese tanto,
que yo no era tanto,
sino todo.

Que nunca trajiste flores,
porque llevabas un jardín inmenso dentro
de los que no mueren nunca.

Y nunca me importó,
que llegases como un huracán
aunque ahora no pueda respirar.

Blusa: Dresslily (aquí)
Falda: Zara
Gafas: Giant Vintage

Bloggies ¿Cómo estáis? Yo muy bien, entre maletas, acabo de llegar a Santander y me apetecía escribiros desde aquí.
Hoy os dejo unas fotos que me sacó Álvaro en el retiro, tenía el día bastante nulo para posar como se puede apreciar y aunque la blusa me encanta no creo que la combinara de la forma más acertada así que ya haré otro outfit con ella.
En breves os contaré más cositas
Muchomucho amor y que tengáis unas fiestas estupendas

You Might Also Like

1 Comments

Este blog se alimenta de tus comentarios, de tu opinión, críticas y consejos, deja un comentario y dime que piensas!